ACTIVIDAD 3: CARACTERIZACIÓN CLIMÁTICA 1: D.O. MONTILLA-MORILES

A continuación, se presenta el climograma con el que la Denominación de Origen de Montilla-Moriles debe guiarse para conocer los datos climáticos necesarios para un cultivo óptimo de vid.

CAAAAA

SAAAA

ZAAAA

Como datos más significativos, encontramos las temperaturas máximas, registradas en julio y agosto (36,9 y 39,5 ºC, respectivamente), y la temperatura mínima, fijada en 3,6ºC en el mes de enero. En lo referente a la Tª Activa, se desarrolla entre los meses de febrero y diciembre, ya que ésta se marca desde los 10ºC, no superados en el mes de enero (9,3ºC). Por otro lado, el mes más lluvioso es diciembre, con 111 mm.

A partir de estos datos, podemos conocer tanto el periodo seco, comprendido entre, aproximadamente, el 31 de mayo y octubre, y dos periodos húmedos, fijados entre enero y el 31 de mayo, y un segundo entre octubre y diciembre. Gracias a estos datos, seremos capaz de distinguir si nos encontramos en el hemisferio norte o en el sur. En este caso, analizamos un climograma con datos propios de una zona ubicada en el hemisferio norte.

Se ha decidido cuadrar el Periodo Vegetativo entre el 1 de abril y el 30 de octubre, teniendo en cuenta la Tª Eficaz. Si al realizar el sumatorio de todas las Tª Medias Eficaces de los meses comprendidos, no antes sin multiplicar por 30 (días totales de cada mes), resulta superar los 2000ºC, la planta se encontraría en un lugar en el que podrá desarrollar correctamente su Periodo Vegetativo. En este caso, el resultado es 2700ºC, por lo que es un lugar factible para su desarrollo. Asimismo, si calculamos el GST, sumando las Tª Medias de los meses comprendidos entre abril y octubre y dividiendo entre el número de meses seleccionados (7), nos dará el resultado de una Tª la cual debe estar entre los 13 y 21ºC para saber si tendremos un producto de calidad. En el caso de Córdoba, alcanza casi los 23ºC, dato que no se aleja demasiado de lo establecido.

Anuncios

ACTIVIDAD 2: CATA DE VINOS DE BODEGA “LA CALLEJUELA” (SANLÚCAR DE BARRAMEDA, CÁDIZ) Y FACTORES QUE INFLUYEN EN EL CULTIVO DE LA VID

El pasado martes en clase tuvimos la ocasión de catar varios vinos de la bodega” La Callejuela”, de Sanlúcar de Barrameda. Concretamente, fueron tres: el primero de ellos fue su vino blanco Las Mercedes, del pago Añina; a continuación, pasamos a catar la manzanilla Soleras de almacenista; y por último, catamos nuevamente manzanilla. En este caso la manzanilla Blanquito. Todos estos vinos están producidos a partir de la variedad Palomino, propia del Marco de Jerez, de El Puerto de Santa María y de Sanlúcar de Barrameda. Una vez finalizamos la cata, repasamos cuáles son los factores más influyentes a la hora de cultivar vides. Es decir, qué elementos son determinantes a la hora de cultivar nuestras cepas.

Antes de pasar a las notas de catas, es preciso hablar un poco sobre la bodega “La Callejuela”, pues de ella nacen estos tres magníficos vinos producidos a partir de la reconocida variedad Palomino (1): nació en 1998 de la mano de la 3ª generación de la familia Blanco (de ahí el nombre de una de las manzanillas que han creado: Blanquito). Poseen 28 Ha de viñedo y, aproximadamente, unas 700 botas donde criar sus caldos. Sus vinos están especialmente cuidados desde el viñedo, ya que le dan gran importancia a las labores fuera de bodega, en el campo.

Sin más, pasamos a describir brevemente las notas de cata realizadas en clase:

  • LAS MERCEDES. 13% vol.

Este vino blanco nos muestra un color amarillo-dorado con brillantez media, con ribetes acerados. En nariz, presenta unos aromas diferentes a las siguientes muestras: encontramos notas a frutas tropicales, plátano y piña, además de otros aromas a almendra y frutos secos. Asimismo, es fresco y con mayor lagrimeo que los vinos posteriormente catados. Finalmente, en boca es equilibrado y de baja acidez.

  • MANZANILLA SOLERAS DE ALMACENISTA. 

Visualmente es un vino color amarillo pajizo y con una brillantez notable. Se podía apreciar que es bastante ligero en el giro, propio de una manzanilla de calidad. Es rico en aromas a almendra y panadería. En boca resulta seco y fresco al mismo tiempo, con un gran regusto y amargor.

  • MANZANILLA BLANQUITO. 15% vol.

A la vista, presenta un color amarillo-dorado, con reflejos brillantes. Aromáticamente, recuerda a almendra y demás frutos secos. Muy seco y fresco, con un gran regusto.

A modo de conclusión, he de decir que tuvimos la gran suerte de catar unos vinos extraordinarios: frescos, aromáticos y totalmente recomendables.

IMG-20181115-WA0012

Ahora nos toca hablar de lo mencionado anteriormente: los factores que influyen en el cultivo de la vida. Los he distribuido de izquierda a derecha, teniendo en cuenta el peso que tienen a la hora de hacernos tomar una decisión. Es decir, los factores climáticos son más determinantes que los factores edáficos o culturales, aquneu esto no quiere decir que éstos últimos no tengan la misma importancia.

Captura

*Las variedad más utilizadas en el Marco de Jerez son: Palomino, Moscatel, Pedro Ximénez, Zalema, Tintilla de Rota, Syrah, Petit Verdot, entre otras.

(1) El Palomino es la variedad base de los vinos de Jerez, traído en el siglo XVI por las tropas de Flandes y perfectamente adaptado a las características del medio y clima de las comarcas vitícolas andaluzas y extremeñas. Es muy resistente a la sequía y a los intensos calores de la zona, adaptándose a la perfección en suelos calizos. Tiene como hándicaps su sensibilidad al mildiu, a la podredumbre gris y a los ataques de la polilla. Aporta aromas intensos y florales, además de su sequedad, frescura y delicadez en boca.

Carta de presentación

Bienvenidos a todos/as a mi blog: “El Buqué”. Será administrado por mí personalmente, Manuel Alberto Fraile. Actualmente estudio el grado superior en Vitivinicultura en el I. E. S. Santo Domingo de El Puerto de Sta Mª para llegar a convertirme en un técnico superior en vitivinicultura. 

Mi afán por este gigantesco mundo del vino viene de largo y no quisiera que éste decayese, ¡en absoluto! Es por ello por lo que me aventuro a mostraros mis experiencias e inquietudes vitivinícolas. De este modo no solamente disfruto yo, sino todos/as aquellos/as que deseen visitar “El Buqué”.

Como decía Pío Baroja: “Viva el buen vino, que es el gran camarada para el camino”. ¡Espero que os gusten mis entradas y compartáis vuestros comentarios si así lo deseáis! 

¡Salud!

IMG_20180214_220628_664